Tegucigalpa.  En el marco del proceso electoral, el movimiento de mujeres y feministas ha promovido un arduo proceso de incidencia con las y los candidatos a diputaciones, así como con los presidenciables Salvador Nasralla, Juan Orlando Hernández y Luis Zelaya; esto con el fin de  analizar sus planes de gobierno y colocar la Agenda Política de las Mujeres y feministas en el centro de las mismas.

Como apoyo a esta importante lucha, se ha creado Poletika Honduras, una herramienta digital implementada ya en 5 países, que tiene como fin registrar y difundir el proceso de vigilancia y monitoreo al discurso de los candidatos a la presidencia y evidenciar su compromiso con los indicadores de la Agenda Política Feminista.  Para cumplir con este cometido el Centro de Estudios de la Mujer-Honduras y el Centro de Estudios para la Democracia CESPAD, han destinado recurso técnico vigilante de las redes sociales del candidato, así como sus declaraciones en los principales medios de comunicación y una comisión de evaluación, emite los respectivos puntajes.

Sumado a lo anterior un equipo de incidencia compuesto por representantes de las plataformas 25 de Noviembre, Tribuna de Mujeres Gladys Lanza y Coalición Todas, ha concretado reuniones puntuales con las coordinaciones de campaña del Partido Nacional, Liberal y de la Alianza de Oposición, como resultado de dicho proceso los 3 partidos han solicitado las observaciones de las feministas a sus planes de gobierno, así como propuestas concretas en la redacción de los mismos, expresando su apertura e intereses de enriquecer sus propuestas en materia de derechos de las mujeres.

El primer resultado se obtuvo por parte de la Alianza de Oposición quienes aceptaron incluir la Agenda Política de las Mujeres y Feministas como un capitulo completo en sus plan que ya se encuentra disponible en su formato digital. Por otra parte el Partido Liberal y Nacional ha recibido un documento con la sugerencia de incorporación de los indicadores de manera transversal.

La creación de Juzgados Especializados en Violencia Domestica en las 18 cabeceras, la Ratificación del Protocolo de la CEDAW, la aprobación de una Ley de Casas Refugio, la aprobación de Políticas Publicas de los Cuidados, el incremento de presupuesto a las unidades existentes en la ATIC, la creación de unidades de investigación de muertes violentas en la DPI, la aprobación de una Ley de Educación Integral para la Sexualidad, la derogación del acuerdo ministerial que prohíbe la venta, promoción, uso y compra de la PAE, la aprobación de una Ley Contra el  Acoso Político de las Mujeres, la ley del trabajo doméstico  y el respeto del convenio 169 de la OIT, la ratificación del convenio 189 de la OIT del trabajo doméstico y la asignación de recursos para CREDIMUJER son solo algunas de las demandas puntuales especificadas en el documento consensuado con las diferentes organizaciones  de mujeres y feministas aglutinadas en plataformas y coaliciones en la Agenda Política de las Mujeres y Feministas.

La lucha continua, y la vista ahora está en lo que vendrá pos elecciones, con la claridad de un nuevo presidente o la reelección del actual mandatario, y el reto es incidir en compromisos claros inicialmente durante los primeros cien días de gobierno y seguir en la lucha durante los próximos años de cara a los diferentes poderes del Estado para incluir las demandas y necesidades de las mujeres en las políticas públicas, presupuestos, programas y proyectos gubernamentales, de igual forma que el movimiento social asuma nuestra agenda en primera fila caminando hacia una sociedad justa e inclusiva.

 

Tegucigalpa, 15 de Noviembre 2017

Siguenos y dinos si te gustan nuestras publicaciones: